El pasado 23 de junio se escribió una de las noticias más sensibles del 2021. Mark Hoppus, el icónico bajista de Blink-182, fue diagnosticado con cáncer.

A través de redes sociales (en una foto que subió y después eliminó de sus historias en Instagram); Mark Hoppus le confesó al mundo que padece cáncer, aunque hasta el momento no ha confirmado de qué tipo es ni en qué fase de la enfermedad se encuentra.

Desde entonces, Mark ha estado compartiendo ciertos aspectos del proceso que inició hace tres meses para darle batalla a la enfermedad. Tras declarar “tengo cáncer, eso apesta y estoy asustado”; el músico de 49 años de edad ha revelado nuevos y optimistas detalles en cuanto a su tratamiento asegurando qué, sin importar las consecuencias, está decidido a “patearle las pelotas” al cáncer.

Eso sí. Aunque optimista, Mark no omitió los detalles crudos sobre la situación. Reveló que en próximos días de someterá a un tratamiento que “determinará si vive o muere”.

Una disculpa si estoy compartiendo demasiado, pero es tan surrealista pensar que esta semana me haré una prueba que bien puede determinar si vivo o muero.

Gracias a todos por los pensamientos positivos y los ánimos. He leído todas sus respuestas y significan mucho para mí. Gracias. Voy a vencer esto a través de la quimioterapia o a través de los trasplantes de médula ósea, pero de cualquier manera estoy decidido a patear al cáncer directamente en las pelotas. Un abrazo a todos. Vamos.

Vía redes sociales.

Además del breve mensaje, el bajista compartió una imagen que revela el cáncer que le aqueja, aunque la foto no permite saber realmente en dónde está alojado.

A finales de junio, Mark se sinceró con sus seguidores en Twitch y describió como se sentía, señalando que tiene días buenos y malos, pero que está progresando. El pasado 4 de julio, en medio de las celebraciones nacionales en los EE.UU; Hoppus publicó con cierto dejo de humor su primera fotografía sin cabello, producto de las quimioterapias a las que se está sometiendo.

El que tiene cáncer les desea un muy buen 4 de julio.

Vía redes sociales.

Naturalmente Tom DeLonge y Travis Barker, compañeros de Mark en Blink-182 desde 1992, fueron los primeros en pronunciarse públicamente después de que la noticia se hiciera oficial.

Travis dijo que Mark “era su hermano” y que “lo acompañaría en cada paso que diera dentro y fuera del escenario”. Tom, por su parte, aseguró que él ya estaba al tanto del diagnóstico desde hacía un tiempo atrás y que su amigo es “un super-humano”.