Luego de cinco intensos días de búsqueda, el cuerpo de la actriz Naya Rivera fue encontrado un poco después de las 9:00 de la mañana del pasado Lunes 13 de julio en la parte noreste del lago Piru; lugar al que Rivera había acudido en compañía de su hijo de cuatro años de edad el pasado Miércoles 8 de julio, para rentar un bote y dar un paseo.

Según la ubicación donde se encontró el cuerpo, las características físicas, la ropa que portaba y la condición física del cuerpo, así como la ausencia de cualquier otra persona reportada como desaparecida en el área, estamos seguros de que el cuerpo que encontramos es el de Naya Rivera“, aseguró en conferencia de prensa Bill Ayub, sheriff del condado de Ventura, California vía Los Angeles Time.

Luego del hallazgo, los restos fueron trasladados a la oficina forense del condado de Ventura, y posteriormente, se confirmó la identidad de Naya Rivera a través de registros dentales. La autopsia realizada al cuerpo confirmó que la muerte de la actriz de 33 años de edad se produjo por ahogamiento accidental.

Los exámenes toxicológicos revelaron que no había alcohol o drogas en el cuerpo de Naya al momento de su deceso, tampoco se encontraron lesiones físicas ni enfermedades previas que pudieran haber influido en los eventos. El suicidio u homicidio también fueron descartados, por lo que el fallo final fue muerte accidental.

Las brigadas especializadas de rescate habían explorado extensamente el área en donde flotaba el cuerpo de Naya Rivera utilizando equipos de buceo y de sonar. La visibilidad en el lago era muy baja, lo que extendió el período de búsqueda.

Se sospecha que el cuerpo de Rivera estuvo sumergido durante días y se mantuvo oculto por los altos árboles del área, que crecen hasta alcanzar una altura de 4.5 a 6 metros. Poco después del descubrimiento del cuerpo, varios de los antiguos co-protagonistas de Glee se unieron en el lago Piru para rendir homenaje a la actriz, junto con miembros de la familia de Rivera.