Foto y texto: Daniel Patlán

La tercera edición de Rockampeonato Telcel llegó a su fin con broche de oro. Después de escuchar a los 10 finalistas y saber el nombre del grupo ganador que en este caso fue Lissa, los Flaming Lips subieron al escenario para hacer la fiesta más grande que la ciudad de México presenció este año. No fue la celebración del Bicentenario de la Independencia ni el festejo del Centenario de la Revolución, fue el cierre de Rockampeonato Telcel a cargo de los Flaming Lips.

Un poco después de las siete de la tarde, Los Odio abrieron la pista del Palacio de los Deportes. Paco Huidobro, Jay de la Cueva, Tito Fuentes y Quique Rangel recibieron al público que se dio cita para verlos. Después de ellos fue el turno de las 10 bandas finalistas: Koñorteño (Tijuana), Buena Vibra Social (Hermosillo), Volagio (Torreón), Auroraturbo (Monterrey), Lampard (Monterrey), Quién es Renei (Monterrey), Lost Mapaches (Guadalajara), Rockafeller (Puebla), Lissa (Puebla) y Skuadrón 16 (Mérida). El ganador de la quinta edición de este concurso de bandas fue Lissa, banda oriunda del estado de Puebla.

Una vez anunciada la banda ganadora, el júbilo estalló cuando Wayne Coyne subió a su tradicional space ball, no sin antes dar dos anuncios,: uno sobre el uso de las luces de estrobos en su show y lo que pueden ocasionar y en el otro pidió a los asistentes que le ayudaran con su space ball para que pudiera nadar entre el público. Dicho esto, se dirigió al público mientras que Steven Drozd, Michael Ivins y Kliph Scurlock detonaban sus instrumentos formando capas de sonido y psicodelia.

Confetti naranja y amarillo, globos y pelotas blancas, verdes, amarillas y naranjas, las cláscias botargas a los costados del escenario, el arco de luces y los visuales alucinantes., la enorme bola disco, Wayne subido en los hombres de un oso, las manos gigantes que sacan luces y demás parafernalia al rededor de un show de los Flaming Lips estuvieron presentes. Así como las canciones que todo el mundo esperaba escuchar: “Yoshimi Battles de Pink Robots Pt.1”, “The Yeah Yeah Song”, “Race for the Prize”, “The W.A.N.D.” y “Do You Realize??”, canción con la que el grupo de Oklahoma terminó su participación en la final de Rockampeonato Telcel.

La psicodelia y la emotividad nunca se han visto mejor, nadie lo hace como los Flaming Lips, el dominio que tiene sobre ellos mismo es magnífico. Wayne es el mejor frontman del mundo y logra llevar la fiesta de un lado a otro, como director de orquesta, Michael es el tranquilo bajista que toca su instrumento sentado como si fuera guitarra (o en su caso bajo) clásica. Steven es el genio de trás de los sonidos de guitarra y teclados que escuchamos en el escenario y Kliph es un salvaje de la batería, la golpea como si fuera el fin del mundo, sin embargo nunca olvida que es él quien guía musicalmente a todos los demás.

Lágrimas, rostros de felicidad, sorpresa, emoción y júblio fue el saldo que dejó el show de los Flaming Lips en la ciudad de México, sin duda uno (sino es que el mejor) de los mejores shows que vivió esta ciudad durante el año 2010.