Fue durante Coachella 2019 que Ariana Grande se convirtió en la mujer más joven en liderar el cartel de dicha celebración, sin embargo, parece que para cierta parte de la multitud no fue suficiente.

Diversos videos que han surgido en línea muestran el momento exacto en el que Grande recibe un limonazo desde el público. La cantante se encontraba caminando junto con sus bailarines cuando recibió el golpe en el pecho. Ari no pudo más que decir “Uno de ustedes me arrojó un limón, mierda “.

Aunque la identidad del “atacante” permanece desconocida, diversos medios aseguran que algún fan de Beyoncé podría estar detrás de los hechos. El limón arrojado haría referencia a ‘Lemonade’, el último material discográfico de Bey.

En días recientes había surgido el rumor de que Ariana Grande había sido mejor pagada durante su presentación en Coachella 2019 que Beyoncé el año pasado, sin embrago, diversos medios aseguran que ambas recibieron la misma cantidad de dinero, $8 millones de dólares.