Así como el año pasado la gente decidió asegurar que la pandemia se terminaría para el mes de agosto (y no pasó), así los organizadores de los festivales de Leeds y Readings decidieron apostar nuevamente por el mismo mes para no sólo anunciar sus ediciones 2021, sino además venderlas en su totalidad.

Mientras que el mundo se encuentra en un estado de alerta roja por el creciente número de casos de COVID-19, NME reporta que en el Reino Unido, la administración de Boris Johnson ha presentado un plan de reapertura gradual que culminará en agosto, permitiendo así regresar a la normalidad.

Mientras que en 2020 se presentaron planes similares en diversos países europeos, al final de cuentas el virus demostró ser más fuerte y miles de cancelaciones han dejado a festivales, productoras y promotoras en la bancarrota.

¿Será la diferencia con estos dos festivales? Porque al parecer, en dicho país también les urge salir a festivalear: