El 2020 continúa sorprendiéndonos como el año más risible de la historia, luego de que el pasado 4 de julio el rapero y empresario, Kanye West, oficializara sus intenciones de participar en la contienda presidencial de cara a las elecciones que se celebrarán el próximo mes de noviembre, para suceder a Donald Trump como presidente de los Estados Unidos.

Y es que esta no es la primera vez que West externa sus intenciones de ocupar la silla presidencial. Lo hizo de manera informal el año pasado en el marco del festival Fast Company Innovation en Nueva York, mientras presentaba su colección de zapatillas deportivas.

¿Pero en realidad Kanye podría postularse para la presidencia de los Estados Unidos? La respuesta es que sí, aunque el panorama resulta algo complejo, de acuerdo a información de Ballotpedia.

A cuatro meses de que inicie el proceso electoral, Kanye West no se ha registrado como candidato independiente ante la Comisión Federal de Elecciones, ni ha cumplido con los requisitos que se solicitan, como lo es la presentación de una estrategia de campaña, o la reunión de firmas para que pueda ser considerado como candidato presidencial.

Además, el rapero ya perdió la oportunidad de registrase como postulante en 6 estados de la Unión Americana, cuyos plazos de inscripción han caducado: Carolina del Norte (3 de marzo), Texas (11 de mayo), Nueva York (26 de mayo), Maine (1 de junio), Nuevo México (25 de junio) e Indiana (30 de junio).

Esto quiere decir que, de contender, técnicamente no podría hacerlo en los seis estados mencionados anteriormente, aunque los votantes que simpaticen con él podrían escribir su nombre en la papeleta electoral. Sin embargo, la legalidad de dichos votos aplica de manera diferente, según el estado.