Vámonos por pasos porque ahora sí, el cuadro médico de Ozzy Osbourne se está complicando muchísimo:

Aquí va Teads.

1.- A inicios de este 2019, Ozzy comenzó con una “mala gripa” que se complicó y, eventualmente, se convirtió en bronquitis.

2.- Como si eso fuera poco, la bronquitis mal tratada evolucionó a una neumonía que lo dejó postrado en cama durante un buen rato.

3.- Al no tener resultados efectivos en su batalla contra la neumonía, Ozzy terminó siendo hospitalizado en la unidad de cuidados intensivos, lo que le llevó a cancelar fechas en Europa y cerrar por completo su viaje a Australia.

4.- Ahora tras haber “medianamente” librado dicha batalla contra la neumonía, Ozzy salió del hospital sólo para regresar a casa y sufrir de un fuerte accidente a la media noche.

¿Cuál es entonces el estado de salud de Ozzy?

Tras haber sufrido de un accidente en una cuatrimoto en 2003, parte de la recuperación de Ozzy se basó en añadir partes de metal a su cuerpo que mantuvieran nervios y ligamentos unidos.

Sin embargo, tras haber sufrido esta reciente caída, muchas de esas partes han quedado fuera de lugar complicando su cuadro de salud a un punto de dolor físico que una vez más, ha colocado a Ozzy en una rigurosa vigilancia por parte de sus médicos.

Pero para ser honestos, la cosa no está luciendo nada bien…